¿Habéis pensado cuántas veces sacáis café en la máquina expendedora de la oficina o pedís café para llevar en una cafetería?

Tanto en las máquinas expendedoras como en las cafeterías suelen servir el café para llevar en vaso de plástico o en vaso de papel/cartón, estos últimos parecen una buena opción pero… ¿Una propiedad del papel o del cartón es ser impermeable? Obviamente que no. La capa añadida de polietileno en su interior para proporcionar al vaso la propiedad de la impermeabilidad, hace que estos vasos sean imposibles de reciclar debido a que en las plantas de reciclaje no pueden separarlo del cartón o papel. Estos vasos acaban en el vertedero, incinerados o lo que es peor, en el mar.

Además, según la ley de seguridad alimentaria los vasos no pueden ser de papel o plástico reciclado y todos son fabricados con materia prima virgen, incluido la tapa y la cucharilla.

La peor de nuestras pesadillas, la tapa. Las tapas son todas de plástico y ya hemos visto donde acaban la mayoría de ellas.

Foto de Brian Yurasits

Sin darnos cuenta, el Homo sapiens sapiens se está convirtiendo en lo que a mi me gusta llamar el Homo sapiens plastic. Y es que somos inteligentes, sí. Pero nuestro segundo apellido es “plastic” porque también somos cómodos.

Soy un amante del buen café, y muchas veces, forzado por el estrés de esta vida del siglo XXI, “no me da tiempo” a hacerme café para llevar en un termo, lo que sería la mejor opción. Entonces me veo obligado a pedir el café para llevar. No hay ningún problema, ¿cierto?

Pués verás… Cada vez que pedimos un café para llevar, estamos comprando plástico innecesario. Podemos llevar siempre con nosotros una taza o vaso reutilizable. Existen un sinfín de alternativas de varios colores, formas, tamaños y composición. Sí, sí, composición, porque existen tazas para llevar de bambú, granos de café, de corteza de coco, vidrio, acero inox… Averiguad donde están fabricadas y el origen del material y elegid la que más se adapte a vuestras necesidades pensando en cuál genera la mínima huella posible.

Pensemos en cuantas tazas/vasos de “take away” podemos ahorrarle al planeta solo por el hecho de reutilizar tu taza o vaso. Por cierto, muchas cafeterías ofrecen descuentos por el hecho de llevar vuestra propia taza y algunas máquinas expendedoras tienen la opción “sin vaso” para que puedas poner tu vaso o taza.

Mi consejo, llevad siempre dos, o dejar una taza en el trabajo. Personalmente siempre viajo con mi bolsa de antiplastic 😉 o mi pequeña mochila con un kit de diario, que entre varios utensilios, contiene un vaso-taza de plástico (fueron de los primeros en salir, libre de BPA) siempre limpio y listo para ser utilizada “on the go”. Y en el trabajo, tengo una taza pequeña de cerámica. Entiendo que pueda parecer mucho ajetreo para un café, pero solo haced cuentas de los cafés que vais a tomar al día durante toda vuestra vida y veréis cuanto bien acabamos haciéndole al planeta con esta acción tan sencilla.

“Es sólo 1 vaso, dijeron 1 billón de personas”

Escrito por: Alfonso Prieto.

 

Desde antiplastic, agradecemos a Alfonso Prieto (biologo marino) su propuesta y colaboración para este artículo. Una vez más, reutilizar es la solución. Y animamos a todo el/la que quiera colaborar con el blog, que nos escriban a blog@antiplastic.es.

También queremos añadir que también existen los cafés virtuales y solidarios de nuestra amiga Isa en la web shareacoffeefor.org donde podrás escoger a que proyecto destinar el valor de un café de 2€.

Por favor, comparte para difundir el problema #cafesinplastico.

Nuestra misión: Conseguir que se busque una alternativa antes de comprar objetos de plástico, nuestro planeta lo agradecerá..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies